Categories
Cobrar como freelancer online

¿Cómo cobrar mis servicios profesionales por Internet?

Ofrecer tus servicios profesionales por Internet, o mejor dicho, trabajar como freelance digital es una buena forma de monetizar tus conocimientos, ampliar tu portafolio de clientes y adueñarte de tu tiempo. Pero antes de comenzar aparece una inquietante duda que nos retrasa el inicio de nuestros proyectos: ¿cómo puedo cobrar mis servicios online? ¿debería cobrar por adelantado o al terminar el proyecto? ¿estoy cobrando demasiado o estoy regalando mi trabajo? ¿cómo puedo recibir los pagos de mi honorarios online si mis clientes son extranjeros?

Emprender como freelancer nunca ha sido tarea fácil. Pero premiamos pero queremos bajarle el nivel de dificultad entregándote consejos muy útiles para que sepas cómo calcular tus tarifas con precios que te permitan ser rentable y valorar tu trabajo.

8 tips para saber cómo cobrar tus servicios como freelance y obtener ganancias

Calcula tu tiempo de trabajo disponible para ganar libertad

Recuerda que el chiste de trabajar como freelance es volverte dueño de tu propio tiempo, designando horas a tu trabajo y otras a tu vida personal. Por ello, es importante que para cobrar tus servicios profesionales por Internet te detengas a pensar en tu tiempo disponible para dedicarte a laborar.

Saca la cuenta del número de proyectos reales que puedes llevar en un mes. Se sincero contigo mismo y recuerda cuánto es el tiempo real que podrías dedicarle al proyecto.

¿Eres capaz de manejar 4 proyectos sin problemas? ¿Tal vez 7 es tu límite? Ten en cuenta ese número no solo pensando en las horas que requieres para ejecutar el trabajo. También incluye el tiempo que demora que los clientes lo revisen, pidan cambios o aprueben. Porque si no te descubrirás trabajando horas extras sin remuneración a cambio. 

Piensa en cuánto dinero necesitas

Esto quizá no es importante si vas a trabajar como freelance paralelamente a un trabajo de oficina. Pero si piensas vivir de ello, necesitas calcular cuánto es el monto exacto para cubrir tus gastos más lo que deseas conseguir de ganancias. Pues obviamente no solo vas a trabajar para sobrevivir, sino también para darte tus gustos, adquirir mayor libertad financiera y gastártelo en algún capricho ( porque te lo mereces)

Ahora bien, para cobrar tus servicios profesionales por Internet debes tomar lápiz, papel o una app en tu celular para especificar gastos como:

  • Alimentación
  • Servicios básicos ( agua, energía, gas, etc)
  • Internet ( tu más importante recurso como freelancer)
  • Costo de alquiler de vivienda ( en caso te hayas independizado o busques hacerlo)
  • Transporte
  • Equipos e insumos que utilizas para tu trabajo ( cuanto te costo tal programa de diseño, softwares, hosting y dominio de tu web, mantenimiento de tu PC, etc) gastos operativos.
  • Educación ( formaciones, cursos, y capacitaciones que desees llevar para mejorar tus habilidades)
  • Gastos médicos
  • Fondo de ahorro: Por si tienes como meta ahorrar para un viaje o simplemente para tener reservas en caso de emergencias.

Suma el margen de ganancias al dinero que necesitas para cubrir gastos

Para que tus servicios profesionales por Internet sean verdaderamente rentables, tendrás que sumar un margen de ganancias a tu presupuesto de ‘’supervivencia’’ o sea al monto que si o si necesitas para cubrir gastos importantes. La tarifa adicional puede ser del 20% o 30%, dependiendo del trabajo que realices y de con cuánta regularidad vendes un proyecto. 

Estima tu costo por hora

Equilibra la cantidad de horas disponibles que tienes para trabajar en el mes con tus honorarios profesionales. Para lograrlo, solo tienes que dividir el presupuesto que has estimado sobre lo que quieres ganar entre tu número de horas libres mensuales. 

Recarga tus honorarios por servicios adicionales 

Tienes que tener en mente que cuando empiezas un proyecto, no es lo mismo que comenzar algo desde cero que comenzar sobre uno ya existente.

Por ejemplo, si inicias desde cero, es posible que tengas que realizar diferentes propuestas para que tu cliente te dé el visto bueno antes de poner en marcha el proyecto como tal. 

Que resuene en tu cabeza esta frase cada que un cliente quiera un pequeño ajuste: ‘’ no estás haciendo favores a nadie’’ .

Valora tu trabajo y hazle saber a tus clientes sobre los costos adicionales o recargos que harás si este te pide sesiones extras, cambios ‘’de vida o muerte’’ a último minuto o servicios que no habías contemplado para el proyecto.

Establece un límite de revisiones por proyecto e informales que si sobrepasan, habrá cobros adicionales por ello. Evita sorpresas desagradables tanto para ti como para tu cliente.

Pregúntale al cliente por su presupuesto 

Evita el suspenso y ve directo hacia el cliente preguntándole cuánto es el presumuesto que ha estimado en invertir en tu proyecto o servicio.

Puede parecer una pregunta agresiva, pero a la hora de negociar te servirá de mucho.

Tu cliente sabe cuánto es lo que puede pagar, tener una idea de ese monto te permitirá saber si su presupuesto se aproxima a lo que tenías pensado cobrar.

Si es así, puedes llegar a un acuerdo con el cliente y ofrecerle un descuento. Si su presupuesto supera el que tenías en mente, puedes cobrar más por ello. 

Eso sí, nada de rebajarse y mendigar tu trabajo. No por perder a un cliente, vas a minimizar al máximo el cobro de tus honorarios. No cobres menos de tus gastos ni tus expectativas de ganancia. A largo plazo será perjudicial para tu servicios como freelance. 

Solicita un adelanto del 50% o menos, pero siempre cobra por adelantado

Evita las incómodas persecuciones a clientes para que te paguen cobrando la mitad de tus honorarios o un precio que hayas fijado en las reuniones previas al trabajo. 

Algunos clientes podrían demorar mucho en pagarte y entregarte el dinero después de la fecha. Mientras que existen otras personas que podrían aprovecharse de tu buena fé y no pagarte aunque hayas terminado el trabajo. 

Nunca sabes con qué tipos de personas vas a lidiar, por lo que es importante tener tu pago asegurado. Cobrar por adelantado crea un compromiso con la otra persona que la obligará a cancelar el monto restante y no desaparecerse.

Puede parecer un tip muy evidente, pero si recién estás iniciando en el mundo del trabajo freelance solicitar un adelanto por tus servicios profesionales por Internet debe convertirse en tu nuevo mantra.

Utiliza una plataforma de pago para freelancers 

Debes seleccionar una plataforma de pago sencilla y rápida de entender para poder cobrar a tus clientes.

Lo ideal es que la solución de cobros online que escojas facilite los cobros internacionales, ya que es posible que ofrezcas tus servicios a clientes extranjeros.

Es importante que muestre la moneda al momento de pago para que tu cliente ni tú pierdan tiempo con las conversiones.

Otro punto importante es que debe aceptar las tarjetas más relevantes de pago: Visa, Mastercard, Diners Club y American Express.

Plataforma de pago gratuita para freelancers

Recibe los pagos de tus servicios profesionales con Tukuy, plataforma amigable y sencilla para crear links de pago.

Solo establece el monto a cobrar, añade tu logo para reforzar tu marca personal y copia y pega en link de pago en la conversación con tus cliente.

No necesitas conocimientos técnicos, ni experiencia. Es tan fácil como copiar y pegar. Cobra tus honorarios como freelance de forma fácil a clientes nacionales e internacionales. 

Regístrate gratis en Tukuy aquí.


    Te invitamos a registrarte a un plan 100% gratuito


    Agregue un comentario

    Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *